Actualidad

Ipad Pro 2020

“Tu próximo ordenador no es un ordenador”. Ese es el eslogan con el que Apple está promocionando el iPad Pro de 2020, su último lanzamiento junto con el MacBook Air.

Los que compren el iPad Pro de 2020 tienen que hacerse con periférico que es casi obligatorio: el Magic Keyboard. Este complemento es un teclado-funda con teclas retroiluminadas que cuenta con un trackpad o superficie táctil con la que podremos controlar un puntero. Sí, el nuevo iPad Pro -y los otros modelos de iPad Pro anteriores- cuenta con esta opción que se activa con la versión iPadOS 13.4 y que permite conectar a un trackpad externo o un ratón, siempre que dispongan de conexión Bluetooth.

Las ventajas de esta nueva función son evidentes. La primera, es que la gloriosa pantalla del iPad Pro permanecerá limpia para siempre ya que no tendrá las marcas de nuestros dedazos. Otra de las grandes ventajas de contar con un cursor en el iPad es la selección de texto. Con esta nueva herramienta es mucho más sencillo poder señalar frases o moverse entre las letras para corregir fallos.

Otra app en la que mejora la experiencia de uso es en las hojas de cálculo: ahora se pueden seleccionar varias celdas o incluso realizar operaciones como autocompletar a golpe de cursor. Los que han manejado una hoja de cálculo con el dedo saben lo horrible que era la experiencia. Pues eso ya es cosa del pasado.

Pero las aplicaciones de ofimática no son las únicas que se van a ver beneficiadas por el cursor y el trackpad del Magic Keyboard. También las apps de retoque de imágenes, los videojuegos -por ejemplos, ahora se podrá mover la cámara 360 grados deslizando el dedo por el trackpad- o en la navegación por Internet, por ejemplo.

Además, con un movimiento de dos dedos sobre el trackpad se puede saltar de una aplicación a otra, volver a la pantalla de inicio o desbloquear el iPad Pro (después de que Face ID reconozca nuestra cara, claro).

¿El uso del cursor en el iPad no es una traición al sagrado espíritu de Jobs, el hombre que amaba la sencillez de lo táctil? ¿No va en contra de la intención original del iPad? Y lo peor de todo… ¿No es contra intuitivo? ¿Es un retroceso? En absoluto. El cursor funciona a la perfección, con un movimiento fluido y una velocidad adecuada.

La experiencia de uso de un cursor no es la misma que la de un ratón en un ordenador. El cursor del iPad Pro se transforma al pasar por cualquier icono y deja de ser redondo para convertirse en cuadrado y aumentar su tamaño. Es la forma que ha tenido Apple de diferenciar la experiencia en ambos mundos.

¿Por qué el cursor es del iPad Pro es redondo? Los diseñadores de la compañía han pensado que esta forma resulta más natural en el contexto del iPad, una pantalla táctil. Así que el cursor es una imitación de la yema de un dedo, en vez de una flecha.

El Magic Keyboard saldrá a la venta en el mes de mayo -imaginamos que Apple ha retrasado su fabricación para que ningún proveedor les arruinara la sorpresa del trackpad-, por lo que he probado la experiencia con un Magic Trackpad 2 de Apple y con un ratón Microsoft.

Con Magic Keyboard, el iPad Pro puede ser incluso un gran ordenador para casa

El trackpad y las teclas retroiluminadas no son las únicas ventajas que ofrece Magic Keyboard. Este teclado-funda permite que el iPad Pro se sostenga parcialmente en el aire gracias a una serie de imanes que consiguen lo que Apple llama un ‘apoyo flotante’.

En esa posición, el iPad Pro se separa del teclado y da la sensación de convertirse en un equipo de sobremesa. De esta forma resulta mucho más cómodo para trabajar, incluso, más que un ordendador portátil. Y por su fuera poco, el Magic Keyboard también incluye un puerto USB-C para conectar ala red eléctrica y a la vez cargar el iPad Pro. Además, la inclusión de este segundo puerto deja libre al puerto USB-C del iPad Pro, para conectar ahí una memoria externa o una cámara de fotos, por ejemplo.

 Las cámaras del iPad Pro 2020 son mágicas

Por primera vez, Apple ha incluido una doble cámara trasera en un iPad. El  iPad Pro de 2020 cuenta con un sensor de gran angular de 12 megapíxeles y un sensor de ultra gran angular de 10 megapíxeles que permite abrir el campo de visión.

Además, la otra gran novedad del iPad Pro es la inclusión de un tercer sensor llamado LiDAR ( LIght Detection And Ranging”). Esta pieza proyecta un haz de láseres infrarrojos a cinco metros de distancia y otro sensor interpreta el tiempo que tarda ese haz en rebotar. Con esta información, el iPad Pro puede crear una representación virtual fidedigna del espacio en el que nos encontremos.

La NASA utiliza la misma tecnología en sus vehículos de conducción autónoma que ha postrado en Marte, pero Apple ha sido capaz de reducir al máximo su tamaño para poder incluirlos en la parte trasera del iPad Pro.

El chip A12Z Bionic del iPad Pro 2020 es más potente que el de cualquier ordenador portátil

cuando Apple presentó el iPad Pro de 2018, aseguró que era más potente que el 90% de los ordenadores portátiles del momento. Esta vez, va un paso más allá y asegura que no hay ningún procesador que pueda compararse al A12Z Bionic que monta el iPad Pro de 2020. Apple destaca que su procesador es 2,6 veces más potente que el del iPad de 2018.

¿Qué es lo que lo hace especial? Este chip cuenta con 8 núcleos de proceso que son más poderosos que cualquier portátil vendido el año pasado y otros 8 núcleos de GPU para realizar tareas gráficas. El resultado de este combo es una potencia bestial: todo funciona con una fluidez extrema, desde Photoshop hasta la edición de vídeos, pasando por videojuegos.